Entonces eramos europeos

Ene 7, 2019 by

Entonces eramos europeos

La película 7 hombres de oro es muy rara de ver en España. Nos recuerda que entonces eramos europeos, en 1965. Curiosamente el día 7 de enero, el canal de tv Somos proyectó esta Coproducción Italia-Francia-España; As Films Producción / Atlantica Cinematografica Produzione Films / Paris Union Films.

Se trata de una comedia; el final es de antología. En los años sesenta eramos mucho más europeos que ahora. Conocíamos el cine italiano, francés o británico. Cantábamos canciones francesas o italianas, ahora domina la producción anglosajona y desconocemos la cultura francesa, italiana o alemana, a modo de ejemplo.

El reparto de 7 hombres de oro era internacional. Un cerebro francés (Philippe Leory), una bella mujer (Rossana Podestà) y un grupo de ladrones de guante blanco ( Gastone Moschin, Gabriele Tinti,Giampiero Albertini, Dario De Grassi, Manuel Zarzo, Maurice Poli, Ennio Balbo,Juan Luis Galiardo

El robo en un banco suizo es muy ingenioso y aunque sea de una manera ficticia se viola la neutralidad de Suiza. No hay violencia y sólo se exhibe una pistola como contraste a un guión que no recurre a los actos violentos.

El cine actual recurre a la violencia como el gran argumento. Es la producción norteamericana la que monopoliza la oferta cinematográfica que el público europeo consume. Entonces eramos europeos porque había una oferta no monopolizada por el bloque anglosajón.

En 1965, el PIB de los países europeos era positivo, en una década de crecimiento. La Europa actual, en la que domina el provincialismo, el crecimiento está todavía condicionado por la gran crisis económica y financiera, cuyo origen ha estado en Estados Unidos.

No era necesario que Gran Bretaña estuviera en el Mercado Común europeo; como ahora, es curioso. La influencia de Estados Unidos era patente, en un contexto de Guerra Fría, pero los países europeos gozaban de más independencia en el campo cultural y relaciones entre los pueblos (ahora los jóvenes disponen de Erasmus).

Europa era más creíble; es evidente que la influencia soviética aportaba algún beneficio. Como ya denunciaba la edición Le Monde Diplomatic, la dominación de Estados Unidos se extiende a la economía, política, esferas militar y cultural.

España ahora sólo aporta prófugos a Europa; políticos catalanes secesionistas, acogidos en Bélgica o Alemania. La reacción de los jueces alemanes o belgas ha demostrado que no hay proyecto europeo en lo estrictamente político. La política Alemana está condicionada por el corto plazo y se ha reproducido el enfrentamiento entre el norte protestante y el sur católico.

La ruptura entre Europa y Gran Bretaña comenzó con el primer gobierno conservador de Margaret Thacher en 1979. Los tratados de Roma (1957) dieron origen a la Unión Europea actual. No fueron firmados por Gran Bretaña.

Precisamente el final de 7 hombres de oro sucede en Roma. El camión que transportaba el oro robado (lingotes) se precipita y se estrella contra un kiosco de una plaza romana. El oro está a la vista de todo el mundo, y no tardan en aparecer clérigos que ven un milagro o la oportunidad para hacer una buena obra. La moralidad era otra porque entonces eramos europeos. Clérigos preconciliares.

Print Friendly, PDF & Email

Related Posts

Share This

Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies